CRUZ VERDE

Nuestra Empresa

Cruz Verde y la Sociedad

En Cruz Verde, entendemos que no somos solo una empresa, somos un actor social, y como tal tenemos un rol en la sociedad que va más allá de la atención sanitaria, y el desarrollo de una actividad económica, sino que también contribuimos al desarrollo de la sociedad en su conjunto.

 

Ayudemos al Impenetrable.

En 2008 la provincia del Chaco estaba viviendo una situación crítica, golpeada por las inundaciones y la sequía al mismo tiempo. Por un lado la zona norte de la provincia estaba inundada producto de la crecida de los ríos Bermejo y Teuco, mientras que la zona oeste y sudoeste se veía azotada por una fuerte sequía, por lo que 12.000 personas debieron ser evacuadas y hubo otras 700 autoevacuadas.

Niño y Abuela

Cuando nos enteramos del desastre decidimos hacer algo. El personal de la empresa empezó a entregar  folletos a cada uno de los afiliados que atendíamos y los medios locales empezaron a difundir la iniciativa. La adhesión de la gente y las instituciones de la ciudad fue instantánea, día a día recibíamos todo tipo de alimentos no perecederos, abrigo, calzado, y los brazos de muchas personas que se acercaron a acomodar las cosas en el depósito que nos habían prestado y cargar el camión para partir.

Entrega de Alimentos

El viaje fue largo, creemos que un poco por la distancia y otro poco por las ganas de llegar que teníamos. Si bien estábamos preparados para una situación difícil, nos sorprendió la situación con la que nos encontramos, el río se había llevado todo… y no podíamos creer la fuerza de aquella gente para resistir, para querer salir adelante. Ibamos a comunidades o pequeños asentamientos informales a entregarles lo que les habían donado los habitantes de nuestra ciudad, fue una experiencia única, inolvidable, dolorosa y gratificante al mismo tiempo; dolorosa al ver tanta necesidad y muy gratificante, cuando uno siente que con tan poco uno está ayudando tanto a alguien.

 

Una sonrisa para cada niño.

A principios del mes de Junio nos propusimos regalarle a los niños del comedor Prani del Barrio La Milka un día del niño diferente. Así que organizamos talleres de trabajo entre los empleados de Cruz Verde, donde se recolectaban juguetes nuevos o usados , golosinas, tortas, y también fabricamos bancos y repisas de madera para la futura guardería del lugar.

Esto se pudo realizar gracias al aporte desinteresado de socios de Cruz Verde y empresas como Arcor, La Palma, Panadería Dovis, Boscarol Raul, y El Pastelero, la escuela Ipem 222 de Plaza San Francisco, Frontera Living, a los que estamos profundamente agradecidos.

Día del Niño

Y así nos fuimos preparando para festejar junto a los chicos en su día, hasta que llegó el 4 de Agosto, y cerca de las 15:00 hs nos acercamos al comedor disfrazados de payasos y sorprendimos a los chicos con un castillo inflable… las caras que pusieron fueron imperdibles, y ahí nomás se sumar aa saltar en el castillo con nosotros, hasta que se hizo la hora de la merienda y no los podíamos despegar del castillo.

Al fin los convencimos y fuimos a tomar la merienda al comedor con leche chocolatada, tortas, galletitas,  y golosinas; con todo lo que habían saltado no paraban de comer un pedazo de torta atrás de otro, y nosotros nos fuimos despidiendo tocando la guitarra y cantando algunos temas que habíamos preparado  para los chicos. Un día distinto, una alegría enorme.